miércoles, 1 de agosto de 2018

CRIMEN DEL PENINTENCIARIO: ES UN MISTERIO LA IDENTIDAD DE UNA DE LAS SOSPECHOSAS

El crimen del agente penitenciario Gabriel Tichellio, hallado muerto el pasado jueves a la noche en el interior de una camioneta en las afueras de Corrientes tras ser brutalmente golpeado, comenzó siendo un verdadero misterio.
Los investigadores en menos de 48 horas lograron esclarecer el caso. Sin embargo, cuando todo parecía ir viento en popa y un sumario policial rumbo a un cierre definitivo para enviar el expediente al juzgado, en las últimas horas se sumó un nuevo misterio en el caso: la verdadera identidad de una de las dos mujeres acusadas del asesinato del cabo primero del Servicio Penitenciario de Corrientes.
Una comitiva policial se trasladó a Empedrado, localidad de donde es oriunda la mujer que dice ser Miriam Jara, para confirmar sus datos filiatorios. “Al parecer, estaría coincidiendo su número de DNI con el (la identidad) de otra persona”, confió una fuente a los investigadores. 
Las dudas de los investigadores surgieron a raíz de que en el momento de la detención, la mujer no contaba con documento identificatorio. Varias fuentes aseguraron que la mujer estuvo detenida en la Unidad Penal Nº 3 “Instituto Pelletier” de Corrientes. Y que esa circunstancia ésta conoció a Lorena Encina (la otra mujer detenida, esposa de la víctima Tichellio).
Encina asistía a esa institución para brindar apoyo moral y religioso a las internas y allí se habría dado la amistad entre ambas, que luego habría derivado en una relación más personal. Sin embargo, en los registros no figuran internas con ese nombre y apellido, el de Miriam Jara. Los investigadores tratan de establecer si se trata de otra ex reclusa, llamada V.M., quien estuvo alojada en esa dependencia del Servicio Penitenciario provincial hasta el año 2016.
Esta interna (de apariencia física muy similar a la detenida por el crimen del penitenciario) estuvo investigada por el asesinato a martillazos en la cabeza -y en complicidad con otra mujer- de un hombre de 60 años en Empedrado, hecho ocurrido en 2008.
Otra posibilidad es que se trate de una persona de apellido Jara pero con otro nombre. La identidad “Mirian Jara” surgió de Facebook. La imputada tenía al menos tres cuentas en esa red social. Dos de ellas aparecían con el nombre Miriam Jara. En una tercera cuenta se hacía llamar “Guillian”, en la cual se mostraba públicamente con Encina.
Por otra parte, además de la investigación penal, la Justicia deberá resolver la situación de tres niños. Se trata de las dos hijas y el hijo del matrimonio entre Gabriel Tichellio (asesinado) y Lorena Encina (detenida). Los pequeños se encuentran repartidos entre familiares de ambas personas. Autoridades del Servicio Penitenciario Provincial pusieron a disposición de la familia del agente a todo el gabinete psicológico para contribuir a sobrellevar este difícil momento que atraviesa la progenie. “Estamos preocupados por ellos, pertenecen a la familia penitenciaria, y saben el horario de trabajo del padre. Hay que ver si no fueron testigos de lo que aconteció, con toda la carga psicológica que eso conlleva”, dijo su interventor, Osvaldo de los Santos García.

.

.

PLANIFICÁ TU VIAJE O VISITÁ NUESTRAS ESTACIONES PACHECO

PLANIFICÁ TU VIAJE O VISITÁ NUESTRAS ESTACIONES PACHECO

..

..